FANDOM


El Sacro Imperio Germánico (en germánico: Sanktᴂs Germnik Imprion), también llamado Imperio Gemánico o simplemente Sacro Imperio, es un imperio en el centro de Europa, que abarca un extenso territorio desde Bélgica (Belgicᴂ) y los Países Bajos (Hollᴂnd) y que llega hasta Ostmark, tambien llamada Austria. La capital del imperio es Ratisbona (Rattswön)

El imperio se constituye como una monarquía feudal electiva, cayendo el poder en el Káiser y la Sacra Asamblea Imperial (Honorabilis et Sᴂcram Imprialisch Geriichtshaff), que a su vez se divide en la Cámara Común (Volksgeriichtshaff) y la Cámara Nobiliaria (Nobiliᴂgeriichstaff). Esta es el principal poder legislativo del imperio y regula las acciones del Káiser para evitar un abuso de poder. Asimismo se encarga de escoger al Káiser.

La religión principal del imperio es el cristianismo católico-ortodoxo, siendo el lider de la iglesia el Káiser, seguido del Patriarca con sede en Worms, (lugar en el cual comenzó la cristianización del imperio) y del arzobispo de Ratisbona.

En construcción...

Economía

La economía del imperio, si bien es feudal, está ampliamente diversificada, teniendo amplios sectores de minería, agricultura, manufacturación de bienes, etc. El comercio es también importante y abarca la parte norte del imperio, específicamente en las ciudades imperiales de Lübeck y Flensburgo (Fleensborg). Todas las ciudades mercantiles estan en una federación comercial llamada la Liga Mercantil Imperial (Imprialische Merchantilischaar). Existen diversos gremios con la intención de comerciar con poblaciones allende los mares, especialmente en las zonas menos desarrolladas del Báltico. Se comercia madera, cera, ámbar, resinas, pieles, centeno y trigo, llevados en gabarras desde las zonas interiores a los puertos. Es habitual ver como los mercaderes germánicos venden ropas y otros bienes "exóticos" a estos pueblos. Tanto así, que ya estos son casi completamente dependientes de las importaciones germanas.

1024px-Luebeck-1641-Merian.jpg

Lübeck, capital de la Liga Mercantil.

En el ámbito agricultor, el latifundio no es ningún problema gracias a diversas leyes imperiales que obligan a ceder las tierras en una especie de arriendo, en el cual el que recibe las tierras se queda con un 40% de las ganancias. De esta manera, la mayoría de las tierras del imperio están explotadas.

Gobierno y leyes

La figura del gobierno imperial con más poder es el Káiser. Bajo su jurisdicción está presentar proyectos de leyes imperiales, ser la autoridad máxima del Ejército Imperial, y básicamente, ser el poder ejecutivo de la nación.

En autoridad, le sigue la la Sacra Asamblea Imperial (Honorabilis et Sᴂcram Imprialisch Geriichtshaff), que a su vez se divide en la Cámara Común (Volksgeriichtshaff) y la Cámara Nobiliaria (Nobiliᴂgeriichstaff). La Cámara Común, como muy bien su nombre lo indica, esta conformada por personas no-nobles, entre las que se encuentran mercaderes, pequeños terratenientes, abogados y demás profesionales. La Cámara Nobiliaria está compuesta por todos los grandes nobles de la nación, entre los que se encuentran condes, duques, marqueses, etc. La Sacra Asamblea Imperial se encarga de aprobar los proyectos de ley del Káiser y destronar al Káiser en caso de que la asamblea lo considere necesario, sin embargo, esto solo ha ocurrido una sola vez en la existencia del imperio, con el destronamiento de Ludovico II.

Las leyes del imperio se fundamentan en la Ley Fundamental (Gründgesᴂtz). En esta están los deberes de la asamblea y del Káiser, así como los derechos y los deberes de cada uno de los estratos sociales del imperio. Ejemplo de estos derechos son el derecho a un trato humano. Con respecto a los crímenes, las condenas y todo lo relativo a las mismas están en la Ley Filipina (Philippsgesᴂtz), creada sabiamente por el Káiser Felipe I el Grande tras la solemne proclamación del imperio.

Derecho Filipino

La Ley Filipina se divide en doce capítulos, cada uno con su debido tema. La ley regula amplios aspectos del derecho, pasando del derecho procesal hasta el derecho sacro. La Ley Filipina tiene una amplia influencia de la llamada Ley Sagrada, que es sacada de las Santas Escrituras y ha sido establecida por El Altísimo mismo. He aquí una breve descripción de los doce capítulos de la ley:

Capítulo I: Derecho procesal civil

Es el conjunto de normas que regula el proceso judicial, es decir, que regula los requisitos, el desarrollo y los efectos del proceso. Se regula la jurisdicción de los tribunales, órganos que se encargan de resolver controversias sometidas a su decisión, la acción, el medio por el cual una persona haciendo valer sus derechos dispuestos en la Ley Fundamental insta a la jurisdicción que se pronuncie sobre un asunto y otorgue efectiva y justa tutela jurisdiccional, y el proceso, medio por el cual se ejerce la jurisdicción.

Capítulo II: Derecho Penal

Este derecho se divide a su vez en dos, el derecho penal público y el derecho penal privado. El público se ocuparía de los ilícitos penales que eran atentados contra el pueblo germánico, como la traición al pueblo germánico y de los ilícitos más graves como el parricidio. Los criminales eran perseguibles de oficio y sancionados con la pena capital o en su caso el exilio. El privado se ocuparía de los delitos, ilícitos privados, de menos gravedad y de persecución a instancia de la víctima o de sus familiares. Estos ilícitos son castigados o con pena pecuniaria a favor de la víctima o con una sanción impuesta por la víctima, siempre dependiendo de la gravedad del mismo y estando esto regulado por un tribunal. Estos serían delitos de daños a bienes de terceros, el robo y la injuria o delito de lesiones.

Capítulo III: Derecho de familia

Regulan normas relativas a la tutela de menores de edad no sujetos a patria potestad al haber fallecido su padre. Por igual contenían normas relativas a la curatela a fin de administrar los bienes de aquellas personas pródigas, enfermos mentales o discapacitados. También hay normas para tutelar a las mujeres solteras una vez fallecido el padre, de ellas se harían cargo familiares próximos.

En este capítulo por primera vez se limita legalmente el poder absoluto del padre sobre su familia. En relación con la mujer, se estableció el divorcio a favor de la mujer, la mujer se divorciaba ausentándose durante tres días del domicilio conyugal con ese propósito. En relación con los hijos, el padre perdía la patria potestad de sus hijos si los explotaba comercialmente, ya que el hijo quedaba emancipado.

Capítulo IV: Derecho de obligaciones

Regula el derecho de obligaciones, es decir, el vínculo jurídico mediante el cual dos partes (acreedora y deudora) quedan ligadas, debiendo la parte deudora cumplir con una prestación objeto de la obligación. Dicha prestación puede consistir en dar, hacer o no hacer, teniendo que ser en los dos primeros casos posibles, lícitas y dentro del comercio. Existen importantes multas o condenas severísimas en caso del incumplimiento de alguna de las dos partes, siendo la condena impuesta por la víctima, siendo normal que se condene a multas a favor de la víctima que terminan arruinando económicamente al que incumple. Esta parte de que la víctima condene al victimario está estipulada gracias a un verso de las Santas Escrituras, que señalan: "Por parte de la víctima, la condena al victimario, así lo estipula Dios".

Capítulo V: Derecho real

En el campo de los derechos reales se regularían los negocios jurídicos que hacían posible la transmisión de la propiedad de los medios de producción (capital, trabajo, fincas, edificios, animales de tiro y carga). Además se contendrían normas relativas a relaciones de vecindad entre fincas colindantes. Contiene disposiciones referidas a solares y vías de comunicación; anchura mínima de las vías en las rectas y en las curvas; límites entre fundos (terrenos); obligación de cortar las ramas del fundo colindante; posibilidad de recoger frutos, etc.

Capítulo VI: Derecho sacro

Recoge una serie de normas que se refieren al orden de la vida interna de la ciudad. Se prohíbe la incineración e inhumación de los cadáveres en la ciudad, se intenta así evitar incendios, o que la presencia de un cadáver atente contra la salubridad pública. Se prohíbe también el excesivo lujo en los funerales.

Capítulo VII: Derecho de clases

Este derecho regula la posibilidad de matrimonios entre clases (aristócratas, plebeyos, nobles, comerciantes, etc.), así como que clase puede acceder a que trabajo. Los impuestos y privilegios de cada una de las clases están estipulados en esta ley también.

Capítulo VIII: Derecho de sucesiones

En materia de sucesiones, se da preferencia a la sucesión testada en relación con la intestada. Si la sucesión era intestada la ley establecía como primeros herederos a los herederos sui, de derecho propio, esto es los hijos y la mujer como una hija más. Si no había herederos sui, heredaba el agnado más próximo al fallecido; aquellos parientes que estuvieron sujetos con el fallecido a la potestad de un ascendiente común. Si tampoco existían herederos agnados, heredaban los gentiles, aquellas personas con el mismo gentilicio o apellido que derivaban de la misma familia que el fallecido.

Capítulo IX: En construcción :)

Filosofía y religión

La religión principal del imperio es el cristianismo católico-ortodoxo, al igual que el Imperio Magyar. Esta es la religión oficial del imperio, en conformidad con la Ley Fundamental del Imperio.

Conciliodeaquisgran.jpg

Concilio de Aquisgrán.

La máxima figura de la Iglesia es el Páeter, sucesor de Cristo. Como jefe supremo de la Iglesia tiene las facultades de cualquier obispo o patriarca, y además aquellas exclusivas e inherentes a la cátedra petrina, como la declaración universal de santidad (canonización), nombramiento de cardenales y la potestad de declarar dogmas. El Páeter tiene su sede en Ulm.

Tras el Concilio de Aquisgrán celebrado 50 años después de la cristianización de Germania, auspiciado por el Páeter, se estableció que el Káiser debía servir como jefe de la iglesia católico-ortodoxa germana, seguido en autoridad por el Patriarca de Worms, que sería el primus inter pares entre los 7 patriarcas, los cuales son el de Worms, el de Ratisbona, el de Sajonia, el de Holanda, el de Ostmark, el de Lovaina y el de Aquisgrán. Luego de ello, cada patriarca tiene bajo su jurisdicción a diversos obispos y arzobispos. Estos a su vez tienen la labor de supervisar a los pastores o sacerdotes, según el caso, de un territorio determinado.

Algo importante en el cristianismo es el hincapié que en la existencia de ángeles, ya que, según la tradición germana y magyar, existen muchos de estos, cada uno con su función, los cuales ayudan a Dios a cumplir con sus tareas, siendo así el cristianismo una religión monoteísta pero con seres espirituales, esta vez ángeles. Estos cumplen la función de los dioses en las religiones politeístas, e interactúan de una manera similar por ejemplo a la de los dioses griegos, con sus pasiones, ocurrencias y rivalidades. Entre estos ángeles se encuentran Crona (Krona), ángel del tiempo, Lucero (Luthero), ángel de la luz, Lex, ángel de la ley y de la justicia, Norvin, ángel de la vida y la muerte, guardián de los cielos, y Faim, (Pᴂhm), ángel de la valentía y la fe.

La religión tiene un papel fundamental en la cultura y en la filosofía germana. Según las Santas Escrituras, el hombre debe guiarse por un conjunto de virtudes cardinales, las cuales son la valentía (Courage), ya que es ella la que lleva al ser a superarse a si mismo y a los desafíos de la vida, la bondad (Bonitatem), porque la caridad y la hermandad entre los humanos se traduce en beneficio para el universo, y la templanza (Temperantz), la cual modera la atracción de los placeres y procura el equilibrio en el uso de los bienes creados, así como asegura el dominio de la voluntad sobre los instintos y mantiene los deseos en los límites de la honestidad. A partir de estos hábitos el humano se somete al entendimiento y a la voluntad para obrar según la razón la cual conduce y acerca al humano a Jesucristo y Dios. Esta opinión ha sido compartida por filósofos germanos como Osmaro (Osmar) y Arminio (Harminn). Si el hombre no se guía por estos principios, caerá en la ignorancia (Nixgrond), fuente de todo mal ya que lleva al vicio y a la propia destrucción del hombre, al ser todo esto lo contrario a la voluntad de El Altísimo.

Demografía y ciudades

5c9e5b6cf3325911.jpg

Ratisbona, la capital.

El imperio cuenta con una población aproximada de 6.200.000 de personas. Entre las ciudades más pobladas se encuentran Ratisbona, con una población de aprox. 85 mil personas, Worms y Viena con 65 mil, Lubeca, Colonia, Amberes y Aquisgrán con 55 mil, Flensburgo, Frankfurt, Lionsburg, Arlon, Magdeburgo, Nuremberg y Lovaina con 50 mil, Hasselt, Schönberg, Munich y Karlsburg con 45 mil y Augsburgo, Duisburgo y Düsseldorf con 40 mil.

En Rouen, territorio recientemente integrado al Imperio, las principales ciudades son la ciudad de Beernem, en la cual se está construyendo un nuevo puerto, y la ciudad de Rouen, de la cual proviene el nombre de la región. Otras ciudades importantes son Calais (Kales), Belfort, Rennes, Toulon, Caen, Biarritz, Lourden, Neufort, Rensburg y Rems.

Idioma

El idioma oficial del imperio es el gérmanico, sin embargo existen también diversos dialectos, como el alto germánico y el bajo germánico. Aquí un ejemplo de la lengua germánica con el Padre Nuestro: (Disculpen el error, no lo he sabido arreglar)

Germánico estándar "Vator unser dass im Hᴂlam bist, 'dass sanktᴂs bin daine Namme.

Kommt zu uns dain Raich.

Fᴂtete dain Wöhlenheit,

in Terram wie in Hᴂlam.

Gib uns unser Brött von allen Tagen.

Vermisst du uns die Scandalen,

So wie uns etiam vermissen die uns scandaliert.

Gib uns die Favoren von Angelem,

von Krona, Luthero, Lex, Norvin und Pᴂhm.

Lasst nicht uns zu Delenitᴂm fallen,

und frᴂt uns von Schlechtheit.

Amen."

Bajo Germánico "Vater unsor dass im Himilom beist, dass sanktᴂot bein thᴂne Namme.

Kommt zu wir thᴂn Rᴂch.

Fᴂtete thain Wille,

in Erd wie in Himilom.

Gibt uns wire Brötthe von all Tagen.

Vormisst thu wir da Shcandalen,

Zowie wir ethᴂm missen da wir scandaliert.

Gibt uns da Favoren von Anglem,

von Krohna, Lutero, Lecs, Nurvin und Pᴂhm.

Lesst nex wir zu Delenitᴂm fallen,

und frᴂteh wir von Schlachtheit.

Amen."

Alto Germánico "Vathar onser das im Hᴂlaem bisth, 'das sancktᴂs þhin daina Namme.

Kommt tzons dain Raitch.

Fᴂteth dain Wöhlenheith,

in Terr wy in Himina.

Gibth uns unser Brötth fon llern Journen.

Missth du ons da Schuldern,

Sowy uns ethiam missen da ons schuldiertem.

Gibt huns da þfavoren von Hangeleimen,

von Kruhna, Lutharo, Lics, Nuervin und þᴂhm.

Lassth nix ons tzu Delenitᴂm fallen,

und frᴂteh uns fon Nixbenem.

Amen."

Cultura

El imperio posee una gran riqueza cultural. Ejemplo de esto son las múltiples obras de artistas como el monje Lucero de Zelanda, conocido popularmente como Lucero, quien a lo largo de su vida hizo obras en representación de los pasajes bíblicos y de la vida de los ángeles, así como de los asuntos terrenales, como retratos de batallas y reyes. La literatura, el teatro, y la música son también asuntos importantes.

¡Interferencia de bloqueo de anuncios detectada!


Wikia es un sitio libre de uso que hace dinero de la publicidad. Contamos con una experiencia modificada para los visitantes que utilizan el bloqueo de anuncios

Wikia no es accesible si se han hecho aún más modificaciones. Si se quita el bloqueador de anuncios personalizado, la página cargará como se esperaba.

También en FANDOM

Wiki al azar